Exfoliantes caseros para tu cuerpo

exfoliantes caserosPara empezar… ¿En qué consiste la exfoliación? Simplemente en eliminar las células muertas de la piel. Pero además, sirve para limpiar en profundidad la piel, eliminar impurezas y poros, rejuvenecer la piel y darle un mejor aspecto.

¿Por qué es importante exfoliarnos? Sobre todo las mujeres, usamos cosmética industrial habitualmente, ya sea en maquillaje como en cremas. Esto es dañino para nuestra piel, ya que pueden contener componentes y sustancias tóxicas. La exfoliación sirve para quitar las células muertas de la parte superficial de nuestra piel, epidermis.

Cuando exfoliamos la piel se nos ve mucho más iluminada, bonita y joven.

Es importante saber que exfoliar, tanto el cuerpo como la cara, es un ritual de belleza que hay que llevar a cabo por lo menos una vez a la semana si quieres mantener tu piel hidratada y radiante. Las personas con la piel seca con una vez a la semana basta, en cambio si tienes la piel grasa, lo más adecuado es entre 2 y 3 veces a la semana. También tienes que tener en cuenta que es importante exfoliarte en el momento de la ducha o cuando tengas la piel húmeda, ya que si te las haces con la piel seca puedes provocar irritaciones o sequedad. Aplícatelo masajeándotelo durante un minuto, aclarar con agua fría y después aplícate tu crema habitual.

Para empezar, te proponemos algunos exfoliantes caseros para el cuerpo:

  1. Exfoliante de azúcar: ya sea blanco o moreno, ya que su grano es perfecto para remover la piel muerta con efectividad y se aplica en el cuerpo, después aclaras.
  1. Exfoliante de azúcar y limón: se elabora mezclando 3 cucharadas de azúcar, 3 cucharadas de aceite y el zumo de medio limón y se aplica en el cuerpo, después aclaras.
  1. Exfoliante de azúcar y miel: se elabora mezclando medio vaso de azúcar, 3 cucharadas de miel y 2 cucharadas de aceite y se aplica en el cuerpo, después aclaras.
  1. Exfoliante de azúcar y crema: se mezclan 3 cucharadas de crema hidratante y 2 cucharadas de azúcar y se aplica en el cuerpo, después aclaras.
  1. Exfoliante de bicarbonato de sodio: sirve para recuperar la suavidad de la piel y se aplica en varios tratamientos de belleza. Se elabora mezclando 2 cucharadas de bicarbonato, 2 cucharadas de harina y un poco de agua. Se aplica en el cuerpo y después aclaras.
  1. Exfoliante de sal y aceite: se mezcla medio vaso de sal y ¼ de taza de aceite y se aplica en el cuerpo, después aclaras.
  1. Exfoliante de sal y gel/crema: se mezcla medio vaso de sal con medio vaso de gel o crema y se aplica en el cuerpo, después aclaras.
  1. Exfoliante de café: no solo sirve para exfoliar el cuerpo, también sirve para disminuir la celulitis de determinadas zonas y para hacer que se recupere la firmeza de la piel. Este exfoliante se elabora mezclando 2 tazas de café molido, media taza de azúcar y 3 cucharadas de aceite. Se aplica en el cuerpo y después aclaras.
  1. Exfoliante de plátano y azúcar: con esta mezcla conseguirás que tu piel se quede suave y reluciente. Mezcla un plaplica en la cara con movimientos circulares y una vez e azucar al.
  • ante tibia.
  • piel grasa, e l cuerpo, despuátano, previamente chafado, con 3 cucharadas de azúcar. Cuando tenga una textura viscosa, aplícala en
  1. Exfoliante de levadura de cerveza y avena: se mezcla media taza de levadura de cerveza, ¼ de taza de avena molina y agua. Se aplica y se deja actuar durante 15 minutos, después se aclara con agua fresca.

Y ahora… algunos exfoliantes caseros para la cara:

  1. Exfoliante de café soluble: mezcla crema hidratante con café soluble y aplícatelo en la cara con movimientos circulares, al acabar, aclara con agua tibia.
  2. Exfoliante de arcilla verde: esta arcilla es depurativa, regeneradora y cicatrizante. Se mezcla con un poco de aceite para que se quede espeso, una vez aplicada realiza movimientos circulares y déjala actuar durante unos minutos. Al acabar, aclara con agua tibia y ponte tu crema hidratante habitual.
  3. Exfoliante de plátano: con esta mezcla conseguirás que tu piel se quede suave y reluciente. Tritura un plátano, aplícatelo en la cara y déjalo actuar un par de minutos. Después aclara con agua tibia y ponte tu crema hidratante habitual.
  4. Exfoliante de coco con azúcar: se mezcla media taza de aceite de coco con media taza de azúcar moreno. Se aplica en la cara con movimientos circulares durante 2 minutos. Aclara con agua tibia y ponte tu crema hidratante habitual.

Otros exfoliantes caseros para otras zonas del cuerpo:

  1. Exfoliante de menta y azúcar: perfecto para los labios, ya que quita la piel muerta. Se mezcla media cuchara de azúcar en polvo con media cucharada de aceite de oliva y una de aceite de menta. Se mezcla todo y se deja actuar durante dos minutos dando masajes en los labios. A continuación aclara con agua tibia.
  2. Exfoliante de miel y limón: ideal para rodillas, talones y codos. Se elabora mezclando una cucharada de miel, 4 cucharadas de zumo de limón y una cucharada de azúcar. Se aplica en las zonas duras de talones, rodillas y codos con la ayuda de una esponja y se aclara e hidrata.
 ¿Tienes algunas recetas de exfoliantes caseros?

Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

20 + tres =